Sistema de control de asistencia RFID y cómo beneficia al entorno escolar

La educación es una parte esencial de cualquier sociedad moderna en todo el mundo y, como resultado, transformó las instituciones educativas, así como los enfoques de gestión y organización de la escolarización. La tecnología ha aportado varias soluciones innovadoras para simplificar determinadas funciones. La tecnología educativa, comúnmente denominada EdTech, ha influido en el modo de enseñar y aprender. Hace unos años, había laboratorios informáticos en los colegios e institutos, pero ahora las aulas se han convertido en un espacio digital avanzado con herramientas de aprendizaje versátiles que han cambiado por completo la forma de educar. Aun con las dudas, la tecnología ha conseguido alcanzar su potencial para la mejora del sector educativo.

Una de las implantaciones tecnológicas más revolucionarias en la educación es probablemente la introducción de los sistemas RFID. La RFID existe desde hace muchos años, en aeropuertos, hospitales, bibliotecas y últimamente se ha introducido también en entornos educativos. El uso de la RFID ha aumentado simplemente por sus numerosas ventajas.

Sistema de control de asistencia RFID y cómo beneficia al entorno escolar

¿Qué es la RFID?

La identificación por radiofrecuencia (RFID) son dispositivos que utilizan campos electromagnéticos para identificar y rastrear automáticamente etiquetas adheridas a objetos. Las etiquetas contienen información almacenada electrónicamente. Las etiquetas pasivas recogen la energía de las ondas de radio interrogadoras de un lector RFID cercano e interpretan las señales. Estas señales se recogen y transforman en datos valiosos que pueden ayudar al proceso de gestión de los centros educativos. RFID mejora la seguridad general de los estudiantes, así como de otros lugares en los que se requiere la supervisión constante de adultos.

Cómo funciona

Todo sistema RFID consta de tres componentes: una antena de escaneado, un transceptor y un transpondedor. Normalmente, cada estudiante, profesor o padre relacionado con la institución recibe una tarjeta RFID. En determinados lugares del campus escolar hay antenas para comprobar la presencia de estas tarjetas cada vez que se accede a esa zona, por ejemplo, la biblioteca, un aula o el colegio en general.

Las antenas se conectarán a lectores RFID y a una fuente de alimentación mediante una red bien planificada de cables de alimentación y cables de comunicación. A continuación, los lectores RFID se conectan a un ordenador para almacenar y procesar la información en una base de datos. Este ordenador estará conectado a un sistema de información de alumnos como Classter, donde podrá gestionar estos datos como desee.

Tipos de etiquetas RFID

Las etiquetas RFID se componen de un circuito integrado, una antena y un sustrato. La parte de una etiqueta RFID que codifica la información de identificación se denomina incrustación RFID.

Existen dos tipos principales de etiquetas RFID: RFID activa y RFID pasiva. Una etiqueta RFID activa tiene su propia fuente de energía, a menudo una batería. En cambio, una etiqueta RFID pasiva no necesita pilas, sino que recibe su energía de la antena lectora, cuya onda electromagnética induce una corriente en la antena de la etiqueta RFID. También hay etiquetas RFID semipasivas, lo que significa que una batería hace funcionar el circuito mientras que la comunicación se alimenta del lector RFID.

Ventajas de la RFID integrada con un SIS

  • Las etiquetas RFID pueden ser extremadamente duraderasfrente a impactos y factores ambientales. Un sistema RFID es una tecnología moderna. La tecnología contenida en un sistema RFID es muy avanzada e innovadora. Esta tecnología hace imposible cualquier pérdida de documentos por robo o incluso distracción ambiental.
  • etiqueta RFID están encriptados y también pueden bloquearse para mayor seguridad. Un sistema RFID proporciona seguridad a las operaciones diarias del personal de la escuela, así como a los alumnos. Dado que la asistencia se controla mediante RFID, ningún alumno puede entrar o salir de la escuela sin que la institución se dé cuenta. Esta información se transmite inmediatamente a los padres, por lo que se ha reducido cualquier riesgo relativo a la seguridad de los alumnos.
  • Las etiquetas RFID pueden contener más datos que otros tipos de etiquetas Los sistemas RFID contienen una enorme capacidad de almacenamiento para guardar la información disponible. No hay límite para el número de personas que se pueden almacenar y, por tanto, no hay que preocuparse por no tener espacio para procesar la información.
  • Los lectores RFID pueden leer cientos de etiquetas en cuestión de segundos, la RFID es una tecnología extremadamente rápida que puede aportar soluciones en cuestión de segundos. Sin una solución RFID automatizada, cada una de las actualizaciones debe introducirse manualmente en el sistema de información de alumnos para comunicarse con los padres. Con la solución RFID, todos los datos de localización se capturan y se comunican al sistema de información de alumnos al instante. Además, las etiquetas RFID pueden llevar impresa información como instrucciones, códigos de barras o nombres de instituciones.
  • Los sistemas RFID pueden integrarse con otros sistemas o procesos internos. Esta solución puede integrarse fácilmente con cualquier sistema de información escolar como Classter, lo que puede aportar un procesamiento fácil e inmediato de la información junto con otras funciones.
  • Mejor rendimiento académico: Está demostrado que los colegios que controlan su asistencia obtienen mejores calificaciones globales en comparación con los que no lo hacen. Cuando los alumnos sepan que su asistencia se controla en directo y se comunica a los padres de forma instantánea, se minimizarán algunos problemas disciplinarios.
  • Conocimiento de las zonas no reguladas de la escuela. Lugares como las bibliotecas, el comedor escolar o incluso los lugares donde no se permite la entrada a los alumnos, ahora se pueden rastrear con la ayuda del sistema RFID y así la administración puede actuar en consecuencia.

En resumen, el sistema de control de asistencia RFID es una herramienta increíblemente útil para las instituciones educativas que puede mejorar varias funciones de control. Classter All in One Student & Learning Management System se esfuerza por innovar constantemente y puede integrarse con la última tecnología RFID.

Preguntas frecuentes

¿Qué es un sistema de control de asistencia RFID?

Un sistema de control de asistencia RFID utiliza la tecnología de identificación por radiofrecuencia para controlar la asistencia de los alumnos y mejorar la seguridad, la eficacia y la comunicación en los centros educativos.

¿Cómo funciona la tecnología RFID en el seguimiento de la asistencia en las escuelas?

La tecnología RFID emplea antenas de escaneado, transceptores y transpondedores para detectar las tarjetas RFID que portan alumnos, profesores y personal, lo que permite el seguimiento automático de la asistencia y el procesamiento de datos en tiempo real.

¿Puede Classter ayudar a mi institución a adaptar los sistemas de asistencia RFID?

Sí, la arquitectura flexible de Classter permite una integración perfecta con los sistemas de control de asistencia RFID y otras tecnologías emergentes, lo que permite a los colegios aprovechar soluciones innovadoras para mejorar la supervisión, la seguridad y la eficacia.

Nuestro equipo está listo para ayudarle a configurar Classter para el éxito de su institución.

Nos encantaría hablar sobre cómo podemos trabajar juntos para ayudarle a liberar todo el potencial de productividad de su institución.

Más artículos

Artículos relacionados

Selección del Editor

footer form background spheres

Únase a los cientos de organizaciones
que utilizan Classter para aumentar la eficacia y agilizar los procesos de

Con una plataforma que hará que la gestión de todos los aspectos de su institución sea fluida y eficiente, desbloqueará todo el potencial de su institución. Nuestro equipo está siempre dispuesto a ayudarle.